panes

Pan casero

En un recipiente o jarra, vierta el agua tibia (1/2 taza aproximadamente) y agregue la levadura, el azúcar y disolver.  Deje que la preparación leude (madure) por 30 minutos.

Aparte en un recipiente grande mezcle la harina con la manteca, los huevos y la sal, formando un volcán y en el centro agregue la leche y la preparación leudada.  Mezcle todos los ingredientes hasta formar una masa compacta y suave.

Pan de Maíz (oriental)

Mezcle todos los ingredientes; si la masa se mantiene muy seca, agregue un poco de agua o leche diluida hasta formar una pasta compacta.

Moldee los pancitos de forma circular, no muy grandes, hornéelos a temperatura moderada hasta que estén dorados.

Cuando amasa demasiado la harina y las grasas (mantequilla, manteca o aceite), resulta una masa flexible y elástica. El horno muy lento no seca adecuadamente a la masa. Use solamente el agua necesaria para mezclar los ingredientes. Amase ligeramente y con rapidez y tendrá buenos resultados en sus preparaciones.

Pan de Afrecho

Disuelva en un recipiente la levadura con 1/2 taza de agua tibia, agregue media taza más de agua tibia y media taza de harina; deje reposar, cubriendo la masa, por un tiempo en un lugar abrigado hasta que duplique su volumen.

Agregue al preparado de levadura la harina restante y el afrecho, rompa el huevo y agréguele juntamente con la manteca, sobe y corte como los demás panes poniendo a madurar, si fuera posible al sol.

Hornee a fuego fuerte. A esta masa de afrecho no se le pone azúcar.

Pan de Maíz (de los valles)

Entibie la leche y coloque la harina de maíz, la levadura, la harina de trigo, manteca, azúcar y la sal, mas el huevo, junte todo y vacíe sobre una mesa enharinada, sobe hasta que se mezcle todo bien, luego corte la masa en trozos pequeños y dele la forma de panes redondos.

Si gusta rellene el centro de cada pan con un pedazo de queso luego le pasa por encima manteca diluida y deje reposar hasta que maduren y dupliquen su tamaño para luego ponerlos en latas previamente enmantecadas.

Se hornean en horno caliente. Estos panes cosen más rápidamente que los corrientes.

Pancitos de quinua con arroz

Lave y haga coser la quinua sin sal. Prepare el arroz haciéndolo coser en agua caliente sin sal, en forma separada o juntamente con la quinua aplaste la quinua y el arroz cocidos con un tenedor o cuchara para formar una especie de puré.

Mezcle el aceite con el polvo de hornear, el azúcar y agregue de a poco a la mezcla la quinua y arroz, hasta que se forme una pasta suave y uniforme.

Estire la masa y forme pequeños panes; colóquelos en una lata de hornear previamente enharinada.

Hornee a temperatura moderada hasta que estén dorados.

Pan dulce y biscocho

Preparen la levadura, diluyéndola en ½ taza de agua tibia y agregue una taza de harina y una cucharada de azúcar granulada, mezcle bien y deje reposar en un lugar abrigado hasta que levante globos y aumente de volumen.

Pan relleno a la calabresa (pitta maniata)

Ingredientes:

Masa

  • 1 k de masa para pan (ver receta básica)
  • 200 g de chicharrones

Relleno

Pan de uvas

Ingredientes:

Masa

  • 400 g de harina
  • 15 g de sal
  • 200 cm3 de agua
  • 20 g de grasa de cerdo o aceite de oliva
  • 20 g de levadura

Relleno

Pane di ramerino

Ingredientes:

  • 500 g de harina 000
  • 75 g de azúcar
  • 50 cm3 de aceite de oliva extra virgen
  • 50 g de levadura
  • 150 g de pasas de uva
  • 1 puñado de hojas de romero desmenuzadas
  • Sal, a gusto
  • 1 yema de huevo

Procedimiento:

Páginas

Suscribirse a RSS - panes